Latam recibe propuestas de financiamiento por más de $ 5.000 millones para salir del capítulo de quiebra

En Ecuador esperan llegar a cerca del 100 % de la operación del 2019 en los próximos meses.

Más de $ 5.000 millones en ofertas de financiamiento ha recibido el Grupo Latam en el marco del plan de salida del capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos.

La compañía aérea, a la que pertenece Latam Ecuador, se acogió el año pasado a ese capítulo ante la compleja situación económica que generó la pandemia del COVID-19.

Roberto Alvo, CEO del Grupo Latam, explicó este viernes que las propuestas de financiamiento que han recibido son en su conjunto, en gran parte, de los acreedores y los accionistas principales de la compañía, que buscan que la aerolínea pueda salir de ese capítulo.

“Estamos evaluando esas propuestas (de financiamiento)”, dijo el ejecutivo en una conferencia de prensa.

Para salir del capítulo 11, la empresa debe cancelar el DIP (deudor en posesión). Por ello, parte de lo que obtenga de los más de $ 5.000 millones serán para cancelar el DIP y otra parte servirá para desarrollar el negocio.

Esta empresa presentó esta semana un plan de negocios a cinco años junto con diversos avances relacionados con su proceso de financiamiento de salida.

Alvo no especificó cuándo Latam podría salir del capítulo 11, pues quedan pasos por delante. No obstante, dijo que en la práctica estarían en la última etapa.

Durante la pandemia, Latam redujo su operación hasta en un 95 % y concluyó el 2020 con una caída de sus ingresos operacionales a un 58,4 % y una pérdida neta de $ 4.545,9 millones.

Latam proyecta, al 2024, una recuperación de rentabilidad a los niveles de 2019, y un aumento del resultado operacional del 78 % al 2026, comparado con el periodo prepandemia.

“En Ecuador esperamos llegar a cerca del 100 % de nuestra operación del 2019 en los próximos meses”, anunció Alvo, quien agregó que en las últimas siete semanas aumentaron el 40 % la oferta doméstica en Ecuador.

El futuro de la compañía no apunta a un modelo de bajo costo. Alvo dijo que la aerolínea no es una low cost desde la perspectiva del producto que ofrecen, pero las eficiencias que han conseguido dentro del proceso de reestructutración permiten que el costo sea competitivo. “Al final del día, lo que ofrecemos al pasajero es decidir cómo quieren viajar. No somos una low cost”, indicó. 



Scroll Up